Representantes de Zona Calderón participaron en Asamblea de Quito

El jueves 7 de diciembre a las 9:00, se instauró por primera ocasión la Asamblea de Quito, constituyéndose en el primer ejercicio distrital de participación ciudadana, en donde aproximadamente 80 delegados comunitarios zonales tienen voz y voto sobre la gestión municipal.

El Alcalde del Municipio del Distrito Metropolitano de Quito, Mauricio Rodas Espinel, instaló éste proceso de participación distrital resaltando que es el resultado de múltiples instrumentos de ejercicio comunitario basados en la ordenanza 102, aplicado desde la conformación de asambleas barriales, parroquiales y zonales, siendo estos últimos los representantes comunitarios, con voz y voto, a esta asamblea distrital.

En primer lugar, se verificó el quorum correspondiente, luego de lo cual se eligió de entre los presentes, tres delegados para integrar el Concejo de Planificación Distrital, alcanzando esta designación: Raúl Armendáriz como delegado del sur de la ciudad; Guadalupe Rojas, representante de la ruralidad y Carlos Terán, por el sector centro – norte del DMQ.

Posteriormente, el Administrador General del Municipio capitalino, puso a consideración de los presentes el desglose del presupuesto institucional para el 2018, con un total de USD 1540 millones 54 mil, distribuidos en los diferentes ejes y proyectos de beneficio para la comunidad, incluido el detalle de ingresos y egresos.

Además, afirmo que cualquier ciudadano puede descargar esta información accediendo a la página web del municipio. Propuesta que fue aprobada por los presentes.

Rosario Loachamín, delegada de las comunas de la zona Calderón, expresó que debería crearse una ordenanza que regule el paso de servidumbre a nivel general.

Con el slogan – Quito Merece Respeto – y 67 votos se rechazó la falta de representantes de los concejales delegados a esta asamblea, quienes según el alcalde eludieron en tres ocasiones su designación a esta importante estructura social.

Este ejercicio concluyó con la aprobación del acta, fortalecida por varias intervenciones de oradores que proclamaban en forma unánime ¡juntos debemos construir nuestra ciudad!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.