Solsticio de diciembre se vivió en el Intiwatano del Itchimbía

Los colores del arco iris, en los trajes andinos, del Grupo Humanizarte, atrajo a los visitantes del Parque Itchimbía, la tarde de ayer domingo 17 de diciembre, para recordar el solsticio de diciembre, en el Centro Ceremonial (Intiwatano o Yata Pajtá), ubicado en la explanada detras del Palacio de Cristal.

En esta ocasión la iniciativa de presentar una “Ofrenda Ancestral”, correspondió al Grupo de Gestores Culturales de la Comunidad Toleña, con el  apoyo del Municipio de Quito,  Universidad Central, Humanizarte, entre otros.

Este evento cultural se cumplió como culminación del proyecto social de los presupuestos participativos de la Administración Zonal Manuela Sáenz (AZMS): “Los Incas en La Tola”. Los vecinos que participaron en este proyecto se preocuparon por investigar los hallazgos  arqueológicos de las culturas que habitaron antiguamente el cerro Itchimbía.

El  evento se cumplió  en el centro ceremonial existente en el Itchimbía,  el cual   es un observatorio solar. En el centro  está un cilindro o reloj solar, para la proyección de la sombra, el calendario lunar y una plataforma para el ritual del fuego, a más de gráficos e información  de la Cruz  Cuadrada o “Chacana”, en el que está trazados los solsticios y equinoccios, que son parte de la cosmovisión andina.

Previamente  ingresaron  un grupo de vecinos de La Tola que ascendieron  hasta este cerro sagrado, vestidos con trajes andinos. En el evento intervino María Fernanda Revelo, Gestora Cultural de La Tola, quien dirigió el proyecto  Los Incas en la Tola, y pidió  valorar nuestra identidad  ancestral.

El Taita Andrés Alejandro Ayala, con su atuendo indígena ascendió también al sector, luego de haber  participado toda la semana anterior en un taller sobre la cosmovisión andina, dictado a los gestores culturales de La Tola.  El estudioso explicó la Astronomía Milenaria, la alineación del Itchimbía con otros cerros sagrados, la historia de sus antiguos pobladores, sus fiestas,  costumbres, lugares sagrados en las fuentes de agua y especialmente la permanencia de los Incas.

Daniel Moreno, toleño y director teatral hizo un llamado a redescubrirnos, a ser orgullosos de nuestras tradiciones andinas, porque la Tola es un barrio muy tradicional y su identidad se está perdiendo.

Nelson Díaz, Director de Humanizarte vestido con una túnica dorada dijo que en la obra teatral  representa al sol, que es fuego, porque el Quito milenario debe despertar, para valorar  el mundo andino, porque Quito no es sólo colonial, es prehispánico.

Diana Obando integrante de Humanizarte, recordó que este ceremonial permite más conexión con la energía para valorar  nuestra cosmovisión andina, que es  hermosa, y que se caracteriza porque promueve la unidad, piensa en todos  y tiene más conciencia colectiva y valora la naturaleza.

Andrés Barzola, también de Humanizarte  explicó que la representación es por el Cápac Intiraymi, con la obra “Los rituales del Tahuantinsuyo”.

Sebastián Díaz dijo que somos ciudadanos de la tierra del sol recto y nuestra identidad es inmemorial, construida por varios pueblos, como los Quito- Caras, los Incas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.