Patronato San José celebró el día del Niño con brigada de salud

Para la Alcaldía de Quito, la celebración del Día del Niño va más allá del 1 de junio. Está en el cumplimiento, en el día a día, de los derechos de los más pequeños. Así como en fomentar su bienestar social, a través, de los servicios gratuitos en salud, alimentación y cuidados que brinda el Municipio de Quito, mediante el trabajo del Patronato Municipal San José.

Y precisamente, para celebrar a todos los niños, el 01 de junio, en el Hogar de Paz de El Tejar se firmó un convenio con Los Centros Médicos Especializados de la Cruz Roja Ecuatoriana.

El objetivo de la firma del convenio con la Cruz Roja Ecuatoriana es contribuir a la promoción de la salud, el bienestar social y la calidad de vida de la comunidad; siendo además preocupación constante del Patronato la salud de niños, niñas y adolescentes.

María Fernanda Pacheco, presidenta del Patronato Municipal San José, recordó que los 140 Guagua Centros, el Hogar de Paz, los Tres Guagua Quindes, la Casa de la Niñez 1 y 2 son lugares donde los niños y niñas tienen espacios seguros y protegidos.

“Para nosotros, nuestros niños son una prioridad y lo hemos tomado como un trabajo muy serio desde la Alcaldía de Quito. La mejor manera de celebrarlo es creando espacios para que ellos crezcan y se desarrollen en las mejores condiciones”, recalcó la Presidenta del Patronato San José.

El convenio no solo beneficia a niños, niñas y adolescentes sino que durante un año permite a los usuarios del Patronato San José acceder a los servicios de los Centros Médicos Especializados Cruz Roja Ecuatoriana, como Consulta Externa, Hematología, Ginecología, Odontología, Rehabilitación, Laboratorio de Genética Molecular y Laboratorio Clínico, a precios comunitarios.

Al momento el Distrito Metropolitano de Quito cuenta con 140 Guagua Centros operativos que atienden a más de 9 200 niños. “Este es solo un día de los 365 días que les dedicamos a ustedes y lo celebramos de la mejor manera con salud, educación, alimentación correcta y espacios para su aprendizaje”, concluyó María Fernanda Pacheco e hizo un llamado “Sean muy muy felices, que nunca les digan que no lo pueden lograr”.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.