En Quito, la ciudadanía participa en la elaboración del Presupuesto Municipal para obras

El hecho es que una decisión del Alcalde Mauricio Rodas puso en práctica, la incorporación de los barrios, las parroquias y las zonas en los Presupuestos Participativos. Del 1 al 15 de septiembre se realizarán 65 Asambleas Parroquiales de Presupuestos Participativos, donde 32 parroquias urbanas y 33 rurales votarán para escoger, de entre todas las solicitudes presentadas, las obras que se van a realizar.

Desde el año 2014, con este mecanismo, se han realizado 1500 obras y 50 proyectos sociales, beneficiando a un millón y medio de habitantes, de todos los sectores del Distrito Metropolitano de Quito, DMQ; o lo que equivale al 60% de la población.

De una forma organizada  los ciudadanos se reúnen para solicitar obras y con la ayuda de técnicos del Municipio viabilizarlas e incluirlas en los presupuestos  del año venidero.

Los Presupuestos Participativos o inclusión de la ciudadanía en la elaboración del Presupuesto Municipal, se realiza de la siguiente manera:

En un primer trimestre la ciudadanía se reúne en barrios y parroquias. Presentan las solicitudes de obras en la Administración Zonal del Municipio que les corresponde y estas son sometidas a un estudio técnico o de factibilidad.

En un segundo trimestre  la Administración Zonal emite una ficha de factibilidad. En un tercer trimestre se notifica a la comunidad que obras se pueden hacer; que otras no y las razones técnicas de esa calificación. Finalmente en un cuarto trimestre se incorporan esas obras en los presupuestos participativos y zonales.

Para el 2018 a los 25 millones de los Presupuestos Participativos, se suman  12 millones de dólares de infraestructura comunitaria:

En total se ejecutarán 266 obras de vialidad (vías y bordillos), 310 obras de adecuación en espacio público (parques, canchas, juegos inclusivos) y 107 obras de infraestructura (casas comunales, coliseos, plazas, entre otras), divididas de la siguiente forma:

  • Calderón: 32 otras de vialidad y 26 obras de espacio público.
  • Eugenio Espejo: 32 obras de vialidad, 54 obras de espacio público y 37 obras de infraestructura comunitaria
  • Eloy Alfaro: 43 obras de vialidad y 61 obras de espacio público
  • La Delicia: 29 obras de vialidad, 13 obras de espacio público y 20 obras de infraestructura.
  • Los Chillos: 44 obras de vialidad, 9 obras de espacio público y 2 obras de infraestructura
  • Manuela Sáenz: 17 obras de vialidad, 22 obras de espacio público y 29 obras de infraestructura comunitaria
  • Tumbaco: 21 obras de vialidad, 17 obras de espacio público y 4 obras de infraestructura
  • Quitumbe: 48 obras de vialidad, 108 obras de espacio público y 15 obras de infraestructura.

Entre las obras de mayor renombre que la Alcaldía hará en las Zonales, en el 2018, están: Calderón: Gran Parque de Llano Chico, bordillos y adoquinado de la calle Daniel Puebla, bordillos y adoquinado de la calle García Moreno en Llano Chico. Eloy Alfaro: Centro Integral Lucha de Los Pobres, Cancha Sintética Indo Rock en La Magdalena, adoquinado calle Pablo Alvear en Chilibulo. Eugenio Espejo: adoquinado calle García Moreno en Zámbiza, cancha de uso múltiple en Guayllabamba, segunda etapa del coliseo de Perucho, cancha deportiva de Puéllaro.

La Delicia: Remodelación de la Piscina Barrio Abdón Calderón en Pomasqui, adoquinado de la Calle Museo Solar en San Antonio, segunda etapa del Canal Colector de la Quebrada El Tonlo, asfaltado de la Calle Marieta de Veintimilla. Los Chillos: primera etapa del coliseo de Guangopolo, asfaltado calle César Enrique Balseca en la Merced. Manuela Sáenz: Casa Somos Puengasí, rehabilitación parque Mirador La Independencia, adoquinado pasaje en la Libertad. Tumbaco: parque inclusivo El Quinche, segunda etapa parque inclusivo Tababela, Guagua Centro Tababela. Quitumbe: adoquinado calle S60 en Héroes de Paquisha, Casa de uso múltiple en Turubamba, adoquinado calle U en Guamaní.

La Alcaldía de Quito plasma la satisfacción a las aspiraciones más genuinas, de la población, en obras determinadas por la misma gente; porque son ellos quienes sienten la necesidad en cada casa, barrio o parroquia del Distrito.  Los montos asignados a cada administración zonal son determinados de manera proporcional, con base en la densidad poblacional y condiciones de vulnerabilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *