Bomberos Quito, 75 años al servicio de los quiteños

La historia en nuestra ciudad recoge información sobre algunos intentos para conformar un Cuerpo de Bomberos, y atender la necesidad de contar con una entidad capaz de brindar a los ciudadanos, atención en auxilio a los eventos más emergentes como los incendios y los terremotos que aquejaban a la población.

El día primero de abril de 1944, en la Presidencia de Carlos Alberto Arroyo del Río, se creó definitivamente la entidad bomberil nacida del pueblo quiteño, con autonomía administrativa y operativa, con personería y lo más importante, con presupuesto para su funcionamiento, al servicio de la comunidad de Quito.

Durante 75 años, Bomberos Quito ha sido parte de la historia de la ciudad y ha ido creciendo conforme el avance demográfico, social y comunitario de la urbe; convirtiéndose en un referente a nivel nacional, basados en un trabajo organizado y planificado, visionario, que le ha permitido posicionarse como la institución líder en su rama, que cuenta con la mayor capacidad de respuesta administrativa y operativa en el país.

En todo este proceso, la innovación ha sido un eje fundamental para transformar y optimizar los servicios que brinda a la ciudadanía, con la presencia de personal especializado y el soporte de equipamiento tecnológico y logístico moderno, que tiene como objetivo dotar de herramientas de trabajo necesarias y adecuadas para que la respuesta sea la más idónea.

En la actualidad, los Bomberos están formados de acuerdo a estándares universales y parámetros técnicos normados a nivel mundial, que permiten una preparación integral, para entregar a la sociedad seres humanos comprometidos con su labor; con principios y valores enfocados en la solidaridad y el compromiso social, en cada una de sus diferentes misiones tácticas como: incendios estructurales; incendios forestales; búsqueda, rescate y salvamento; manejo de materiales peligrosos; operaciones aéreas y atención prehospitalaria.

Gracias a la aplicación de un modelo de gestión por procesos, misión, visión y políticas definidas, la institución alcanzó en el año 2016 la “CERTIFICACIÓN DE GESTIÓN DE CALIDAD, BAJO LA NORMA ISO 9001:2008”, que asegura la calidad en la entrega de sus servicios.

En la actualidad, contamos con una institución acorde a las necesidades de una ciudad y un país que afrontan diferentes tipos de eventos, naturales y antrópicos, con vocación, abnegación y disciplina.

El Cuerpo de Bomberos de Quito, desarrolla su labor desde 23 estaciones equipadas con una flota vehicular de 196 vehículos: son 23 autobombas, 20 tanqueros, 37 camionetas, 5 unidades de rescate, 15 ambulancias, 6 buses, 55 motocicletas de primera respuesta y atención prehospitalaria, 11 vehículos utilitarios entre otros, sin contar con los vehículos pesados como el camión Fuerza de Tarea, el carro escalera, el camión logístico y el helicóptero; listos para brindar una atención oportuna y eficiente, como en las 25.000 emergencias que se registraron en el 2018, en las parroquias urbanas y rurales del DMQ, gracias al aporte y confianza que los ciudadanos han depositado en sus bomberos durante estos 75 años de existencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *