Un bazar para alegrar a las madres en su día

Con una colorida  ceremonia ancestral, inició el Bazar de Casa Somos de la Zona Centro. La jornada cultural de danza, teatro y música, que el Municipio Metropolitano de Quito, organizó el sábado 11 de mayo 2019, en la Casa Somos San Marcos, a propósito de la celebración del Día de la Madre.

Ubicada en el Centro Histórico de Quito, en la calle Junín y Javier Gutiérrez N3-95, la Casa Somos de San Marcos fue el escenario ideal para realizar un evento especial, en el que los asistentes tuvieron la oportunidad de disfrutar, de 10:00 a 17:00, de la variada programación que se llevó a cabo en el Auditorio y en las aulas de este espacio público.

En los pasillos de la Casa Somos San Marcos, los resultados de los talleres se visibilizaban con deliciosos postres, pasteles, gelatinas, cupcakes y ensaladas de frutas. También agradables perfumes encantaban con sus aromas, mostraban también su trabajo las talleristas de manualidades, bisutería, tejidos, peluches, fuentes elaboradas en fómix, entre otras.

Jhan Flores, instructor de artes marciales, mostraba en uno de los patios las habilidades de sus alumnos, que también atrajeron con break dance. Los emprendimientos de masajes terapéuticos, servicios de belleza (manicure, pedicura, cortes, tintes, masajes, limpiezas faciales), clases didácticas de yoga, artes marciales, entre otros, se disfrutaban en las aulas.

Mientras eso sucedía, los grupos culturales como: Kaymandami, EkoArte, Dionisios, Caporales Universitarios de San Simón de Cochapamba, Huaynalisos, el grupo cultural Quiteñísimo, Uniandes, Yarandinarte y Eclipse Solar, alegraban con sus divertidas presentaciones.

A Margarita de Burbano, moradora de La Marín, le pareció que el evento estuvo muy bien organizado. Le gustó mucho la parte artística cultural. Informó que es parte de los talleres de computación y espera que en la nueva Administración Municipal se mantengan, por el bien de la ciudadanía de Quito.

Fanny Atanicuri, presentó junto a sus compañeras, un emprendimiento de perfumes, que resultaron muy atractivos entre los asistentes, así como los masajes relajantes que incluían el desbloqueo de chacras. Otro concurrido y atractivo taller fue el de belleza, que contó con la asistencia de muchas mujeres que pudieron realizarse cortes de cabello, peinados, y pintura de uñas.

Lidia Mosquera, llegó desde el norte de Quito y disfrutó de todo un poco. Se sintió muy contenta, considera que este tipo de actividades deben hacerse con más frecuencia, no solo para el disfrute del público, sino principalmente para promover los emprendimientos de las Casas Somos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *