La Marín luce limpia y ordenada luego del operativo de comercio informal

Desde las 03:00 de la mañana de este martes 3 de septiembre se realizó un operativo en la avenida Pichincha entre Mejía y Sucre para impedir que las ventas informales se tomen las veredas del sector. 135 policías nacionales intervinieron en la Marín junto a 90 agentes metropolitanos de control y 22 personas de la Agencia Metropolitana de Control.

En rueda de prensa, en el cuartel de Cuerpo de Agentes de Control, sector de Puengasí, Euclides Mantilla, secretario de Seguridad informó que el objetivo es recuperar el sector la Marín y ordenar la ciudad, esto se coordinó con varias instancias municipales y del gobierno nacional para controlar el comercio informal.

En el lugar se ha detectado almacenes y bodegas que entregan los productos a expendedores, quienes con canastas y mochilas venden en las calles. Estos sitios serán sancionados por la Agencia Metropolitana de Control por mal uso de la Licencia Única de Actividad Económica (LUAE). En el lugar actuó también la Intendencia de Pichincha se espera que los organismos encargados de movilidad humana y migración se hagan presentes en el sector.

El vallado en la Marín se mantendrá por 15 días y los agentes metropolitanos de control y Policía Nacional se quedarán en el sitio hasta que cambien la situación. Se estima que hay alrededor de 2000 vendedores no autorizados, este número se irá aclarando cuando comiencen a regularizarse y se haga también el control delictivo y venta de droga.

“En el sitio se planificó en tres fases: la primera se hicieron exhortos ciudadanos desde el mes de julio, segunda fase recuperación del espacio público y la tercera control permanente. La Policía Nacional hará turnos de 06:00 a 21:00. El mismo tratamiento se hará en otros sectores de la urbe como:  El Tejar, San Roque, La Mariscal, La Carolina y la plaza Foch”, señaló Mantilla.

 Estefanía Grunauer, Supervisora Metropolitana de Control, informó que se han hecho 1200 operativos exhortando a las personas sobre el respeto del espacio público. Hay distribuidoras de Bonice y V220 que contratan a extranjeros para expender en el espacio público, esto está sancionado por ordenanza.

Alrededor de 250 personas fueron sancionadas, 6000 exhortos se han hecho en toda la ciudad. Solo en el centro más de 2000 personas ya conocen sobre el mal uso del espacio. Se intervendrá en otras zonas conflictivas: Pichincha, Chile, Rocafuerte y Plaza Grande. Existe una sanción de USD 175 por incidir en el mal uso del espacio público.

 “Es el caso de mal uso de la LUAE se sanciona con una multa de 9 a 15 salarios mínimos vitales por eso se cerraron 10 distribuidoras de Bonice y V220, entidades que pueden presentar los respectivos descargo”, explicó Grunauer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *