Empresa privada entrega ayuda a recicladores de base

  • La ayuda comprende la donación de protectores faciales
  • Famsi entregó equipo de protección personal como mascarillas, guantes, gafas, botas y overoles

El Municipio del Distrito Metropolitano de Quito, a través de la Secretaría de Ambiente y la Secretaría de Desarrollo Productivo, gestionó con la empresa ST INNOVA y el Fondo Andaluz de Municipio para la Solidaridad Internacional, Famsi, la donación de equipo de protección personal destinado a recicladores de base para que puedan realizar sus actividades de separación de los residuos reciclables en medio de la pandemia.

Esta muestra de solidaridad para combatir el avance del covid-19 por parte de la empresa privada ST INNOVA S.A. consiste en la donación de protectores faciales de su marca ‘Trevis’ para que las asociaciones de recicladores de base puedan precautelar la salud de sus socios, considerados como trabajadores de ‘primera línea’ logrando mitigar uno de los grandes desafíos para combatir esta pandemia, como es el aprovisionamiento de material de protección recomendado por la Organización Mundial de la Salud, OMS.

Según José Navarrete, gerente General de la ST INNOVA, a través del proyecto “Ayudamos a quien nos ayuda” se ha logrado donar al personal que trabaja en primera línea como policías, médicos y militares, alrededor de 50 mil protectores faciales que cumplen con su respectivo registro sanitario. Son extra resistentes y livianos de tal manera que quien los use pueda soportar las jornadas de trabajo sin problemas.

Para Laura Guanoluisa, administradora de la Asociación de Gestores Ambientales del DMQ, esta donación es importante para que el trabajo de sus compañeros recicladores se pueda retomar con mayor seguridad, luego de casi 3 meses de la cuarentena. Es primordial volver al trabajo con todas las seguridades del caso.

Cabe recordar que los gestores ambientales de menor escala recolectan y clasifican el material reciclable, como cartón, papel, plástico, vidrio y chatarra para luego comercializarlos y poder contribuir con la economía de sus hogares.

Todo este apoyo de las instituciones públicas y privadas servirán para que los gestores ambientales de menor escala realicen su trabajo, de manera segura, reduciendo las probabilidades de contagio de enfermedades como el Covid-19 entre otros.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *