Emgirs-EP iniciará un nuevo proceso de licitación para la construcción del cubeto 10

  • Al persistir la necesidad institucional de contratar la construcción del cubeto 10, Emgirs-EP realiza todas las gestiones necesarias a fin de iniciar un nuevo proceso
  • Doce ofertas presentadas por los proveedores no cumplieron con los requisitos exigidos
  • Buscamos asegurar un medio ambiente saludable a través de la gestión integral de residuos sólidos

Emgirs-EP, a través de la Coordinación de Residuos Ordinarios, iniciará, de manera inmediata, un nuevo proceso de licitación para la ‘Construcción del cubeto 10 para el Relleno sanitario de El Inga’.

Si bien este proceso arrancó el pasado 29 de mayo de 2020, fue declarado desierto el 3 de julio de 2020, en razón de que las doce ofertas presentadas por los proveedores no cumplieron con los requisitos exigidos en los pliegos del procedimiento. Entre las razones de deshabilitación de las ofertas se contemplan: error en los precios unitarios, sin experiencia específica, ofertas presentadas fuera del plazo, particular que consta en el informe alojado en el portal de compras públicas.

Sin embargo, al persistir la necesidad institucional de contratar la construcción del cubeto 10, Emgirs-EP realiza todas las gestiones necesarias a fin de iniciar un nuevo proceso para el cual cuenta con un presupuesto referencial destinado de USD 2 367 217.

De esta manera, se busca asegurar un medio ambiente saludable a través de la gestión integral de residuos sólidos garantizando una ciudad sostenible y ecológicamente amigable.

Un comentario sobre “Emgirs-EP iniciará un nuevo proceso de licitación para la construcción del cubeto 10

  • el 8 julio, 2020 a las 1:10 pm
    Permalink

    LA BASURA QUE REGRESA

    La basura puede tener una segunda vida y regresar para ser usada nuevamente, por ejemplo, fabricar un envase con los gránulos de plástico que se producen con los envases usados, es mucho más barato y ayuda a respetar el medio ambiente.

    En el Ecuador desde hace ya algunos años estamos reciclando basuras, empresas e instituciones tienen iniciativas nuevas, dignas de ser tomadas en cuenta. Loja en este sentido es un ejemplo que ha sido reconocido por Naciones Unidas a través de un premio, por su organización de clasificación domiciliaria de la basura (biodegradable y no biodegradable) reciclaje y producción de abono natural, con documentación y propuestas para que la producción de compost pueda ser implantada en otros municipios. En el Cantón Rumiñahui se ha establecido desde hace unos años el sistema de recolección con contenedores, que facilita las tareas de recogida y vertido, evitando además la dispersión de la basura acumulada y sus malos olores, permitiendo a los ciudadanos que viertan en el contenedor la basura a cualquier hora, sin depender de horarios.

    En otros países y otras culturas la educación ciudadana está ya en la mejor opción que es la basura que no llega al correspondiente tacho o la recogida neumática de basuras. Como ejemplo citamos el centro histórico de Pamplona, que incluye puntos fijos de recogida selectiva.

    Quito actualmente produce más de 1.800 toneladas de basura al día, una media cercana al kilo de basura por habitante y día, con tendencia a crecer, la producción de basura en el Distrito Metropolitano de Quito, se ha incrementado en alrededor de un 30% en los últimos años. Esta enorme cantidad de basura, suficiente para contaminar el subsuelo, las aguas y la atmosfera si se abandonaran sin control, dejarían una herencia medioambiental que dista muchísimo de lo que aspiraríamos para nuestros hijos.

    El agotamiento de los recursos naturales y el ahorro de energía al transformar los desechos en productos reutilizables son los argumentos más convincentes para el reciclaje.

    Varios principios se han establecido ya en algunas organizaciones y países, con una jerarquía en la que va en primer lugar la prevención, el mejor residuo es el que no se genera, después la reutilización, luego el reciclado, finalmente la valorización con recuperación de energía y si no se puede sin recuperación de energía que es igual que una eliminación, y lo peor es el vertido, no deben ir las basuras al vertedero.

    Casi la mitad de los desechos son materia orgánica que puede aprovecharse en la fabricación del compost y más cantidad podría utilizarse si hubiera la clasificación domiciliaria y los residuos llegaran a las procesadoras sin mezclar, evitando que una buena parte de las basuras acaben en la incineradora o bajo tierra. Existen maquinarias que separan los cartones de bebidas, latas y envases de plástico, que suponen cada vez más un alto porcentaje del total de la basura, en el Ecuador hemos visto en los últimos años como, todas las bebidas y otros productos vienen en envases de cartón o plástico de manera creciente.

    Hay proyectos y programas que incorporan a las empresas y fábricas que producen envases y residuos para que asuman su responsabilidad y gestionen de manera adecuada los residuos sin causar impactos negativos al medio ambiente.

    El reciclaje del papel, produce ahorro en la tala de bosques y aunque ese papel fuera un poco más caro tendríamos el ahorro de tener amplias zonas boscosas intocadas. La recogida selectiva de papel y cartón es otra industria que puede ser alimentada con estos insumos.

    El vidrio de botellas y otros, triturado, molido y limpio, puede reconvertirse indefinidamente y el 100% en nuevos envases.

    En los Diálogos Urbanos en la Modernidad, conocimos una propuesta de un consorcio extranjero para instalar en Quito una planta industrial procesadora de basuras, que procesa todo tipo de desechos, que no demandaba casi inversión por parte del Municipio y que por su capacidad de procesamiento podía abarcar no solo el Distrito Metropolitano de Quito, sino cantones aledaños como Mejía, Rumiñahui y Cayambe. La producción de energía eléctrica de la planta procesadora a venderse a precios competitivos a la Empresa Eléctrica y otros productos, financian la inversión inicial, y tras un período de utilización, la planta pasa a propiedad del Municipio. Adicionalmente la empresa entregaba al Municipio alrededor de 12 millones de dólares anuales a invertir en desarrollo social del distrito. También hay que señalar que se crean un buen número de puestos de trabajo fijos y que los residuos que la planta produce son inferiores a los límites establecidos para la industria en Europa y Estados Unidos.

    En este como en otros aspectos de la ciudad, seguiremos insistiendo en que “Pensamientos y proyectos pequeños, mirada corta y coyuntural, metas intrascendentes son algunas de nuestras negativas características nacionales. Esto se refleja en la despreocupada manera de afrontar la vida y en el escaso cuidado de bienes públicos fundamentales que ni siquiera valoramos ni sabemos su importancia para la sobrevivencia colectiva.”….., pensamientos y proyectos pequeños, son el peor legado que podemos dejar a las futuras generaciones que se encontrarán con enormes sistemas obsoletos difíciles de cambiar o actualizar y que exigirán ingentes recursos para tareas de remediación o modernización.
    Publicado por Enrique Vivanco Riofrìo en 7:08

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.