Desobediencia ciudadana: continúan las aglomeraciones, fiestas y locales clandestinos

Las unidades hospitalarias en la capital ya no se dan abasto ante el creciente número de contagios de la COVID19; sin embargo, la desobediencia ciudadana, aglomeraciones y el incumplimiento a la normativa metropolitana continúan en Quito.

Entre el 15 y el 21 de febrero se realizaron 329 operativos de control en el Distrito Metropolitano, 212 actos administrativos sancionadores fueron levantados ante el incumplimiento a la norma de manera flagrante.

De estos, 46 corresponden a la no utilización de mascarillas, 23 a incumplimiento de protocolos de bioseguridad, 21 a libadores en el espacio público y 61 a inconsistencias con las Licencia Metropolitana Única para el Ejercicio de Actividades Económicas (LUAE) de diferentes establecimientos comerciales.

Con los datos obtenidos, se evidencia que hay un incremento de aproximadamente el 40% en el incumplimiento de la LUAE, en comparación a la semana anterior. Esto demuestra que las actividades económicas temporalmente restringidas como bares, discotecas y centros de tolerancia, continúan operando y poniendo en riesgo la salud de sus usuarios y de la ciudadanía en general.

El sábado 20 de febrero se clausuró una fiesta clandestina en el sector de Pomasqui donde alrededor de 45 personas estaban aglomeradas y consumiendo bebidas alcohólicas, en su mayoría menores de edad. Un caso similar se dio al día siguiente en el sector de La Michelena, en una discoteca con 40 personas y en cantinas no regularizadas en Carcelén Bajo.

“El virus no es un juego, no se ha ido. Es alarmante ver que la gente se reúne masivamente sin los protocolos de bioseguridad, hacen mal uso de sus permisos o no los tienen. Necesitamos corresponsabilidad”, señaló Gabriela Obando, supervisora metropolitana de Control.

Los funcionarios de la Agencia Metropolitana de Control (AMC) seguirán realizando su labor a largo de la ciudad, y hacen un llamado a la conciencia ciudadana a cumplir con las disposiciones ante la emergencia sanitaria que atraviesa el país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.