Adriana Ávila, la primera mujer gerenta de Operaciones de la Movilidad

En sus inicios profesionales dice que sintió machismo, ahora solo sonríe porque de la experiencia sacó ventaja: “Formé mi temperamento, carácter y me tocó ser muy dura…”.

 Abrirse camino en una profesión, que mayoritariamente la ejercen varones, no ha sido un obstáculo para la arquitecta Adriana Ávila, quien, a sus 39 años, es la primera mujer en ocupar la Gerencia de Operaciones de la Movilidad de la Empresa Pública Metropolitana de Movilidad y Obras Públicas, Epmmop.

Está convencida que su compromiso laboral no la exime de su responsabilidad familiar. Su día inicia a las seis de la mañana, lo primero que hace es revisar notificaciones o mensajes en su celular y luego dirigirse a la habitación de su hija, de 6 años, para consentirla.

El transcurrir de las horas pasa entre reuniones con su equipo de trabajo, revisión de documentos, inspección de proyectos y toma de decisiones -que cuentan previamente- con el consentimiento de la Gerencia General.

`Adri`, como le dicen sus compañeros y amigos, lidera importantes proyectos y obras actualmente desde la Epmmop, por ejemplo, el Urbanismo Táctico que se implementa en la parroquia La Magdalena, al sur de Quito. Este proyecto tiene como fin pacificar la zona, potenciar la seguridad vial, dar prioridad al peatón y volver las calles y aceras espacios lúdicos de convivencia.

Aunque el trabajo es arduo, ella, tampoco descuida su entorno familiar: “Mi hija es prioridad, mi trabajo es compromiso”. Asegura que mantiene un punto de equilibrio, porque “el rol de madre no va a cambiar jamás, así ocupes un cargo gerencial, siempre tienes que cumplir con tus hijos”.

Afianza y fortalece esta convicción en el personal que la rodea. Tiene a su cargo a cerca de 120 trabajadores, donde el 10 % son mujeres y desarrollan actividades administrativas y operativas. “¡Ellas son empoderadas, personas claves que llevan procesos duros, con eficiencia, eficacia y calidad!”.

Adriana, al igual que otras mujeres, también sintió alguna vez segregación por parte de los hombres.  Recuerda, que, en sus primeros trabajos, antes de recibirse de arquitecta estaba vinculada al sector de la construcción. Ahí, sintió el rechazo por ser mujer.

Ahora solo sonríe porque de la mala experiencia sacó ventaja: “Formé mi temperamento, mi carácter, me tocó ser muy dura, percibí machismo”.

Actualmente se siente muy cómoda trabajando con profesionales sin importar el género, porque ambos aportan. Sin embargo, reconoce que admira a todas las mujeres que trabajan, en especial si son madres que han salido adelante con sus vidas. Esto la llena de satisfacción.

Reflexiona que existen tres pilares importantes en su vida, que los comparte para una mejor convivencia y felicidad: pasión por lo que se hace, amor a tus seres queridos y empatizar con tu equipo de trabajo.

Su día laboral finaliza normalmente entre diez y once de la noche. Reconoce que existe mucho trabajo por hacer, pero trata de mantener el equilibrio entre casa y oficina.

 

 

 

 

 

4 comentarios sobre “Adriana Ávila, la primera mujer gerenta de Operaciones de la Movilidad

  • el 4 marzo, 2021 a las 2:57 pm
    Permalink

    Felicitándole porque con su trabajo como mujer hace que ella vaya ocupando un lugar en la sociedad muy importante.

    Respuesta
    • el 5 marzo, 2021 a las 11:34 pm
      Permalink

      Te felicito… con toda la fuerza y espíritu para el bien común… Por una ciudad con movilidad inteligente…

      Respuesta
  • el 4 marzo, 2021 a las 3:00 pm
    Permalink

    Bien por las obras que realiza con solvencia profesional

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.