Se inauguró primer Eco-Centro al sur de Quito

  • Se reciben desechos orgánicos, se procesan y convierten en abono orgánico
  • Cultivo de hortalizas y frutas para donarlos a comunidades sensibles y vulnerables como el Banco de Alimentos de Quito
  • El Eco-Centro funcionará de lunes a sábado
  • Se implementaría un segundo Eco-Centro en el Bicentenario

Los vecinos del sur de la ciudad cuentan con un espacio de sensibilización que promueve mecanismos de aprovechamiento de los residuos orgánicos que producen en sus hogares y fomentan la economía circular. Este miércoles 31 de marzo, el alcalde de Quito, Dr. Jorge Yunda Machado, inauguró el Eco-Centro en el Parque Lineal de Solanda, al sur de la capital.

En este Centro los vecinos recibirán educación ambiental sobre compostaje orgánico, lombricultura y huertos caseros. Además, conocerán las posibles técnicas de aprovechamiento de residuos que pueden ser replicadas en sus hogares.

El aprovechamiento de estos residuos orgánicos, a través del compostaje y posterior abono natural para la siembra de árboles, cultivos y plantas, permite que se minimice la disposición final de estos en el relleno sanitario, o puedan reinsertarse en el ciclo biológico.

“Hay momentos gratificantes como este que nos permiten impulsar una economía circular, a través de proyectos para aprovechar la basura orgánica que enterramos, como materia prima para varios fines como la agricultura agroecológica que se va a impulsar en ese Eco-Centro, que se debe replicar a gran escala en las 9 administraciones zonales, parroquias urbanas y rurales”, dijo el Alcalde capitalino.

Destacó que generar abono orgánico a partir de la basura permite cultivar alimentos naturales sin químicos (verduras, hortalizas, frutas) de excelente calidad que además mejoran la calidad de vida y previenen enfermedades catastróficas.

“No debemos ser simples recogedores y enterradores de basura que se depositan en un cubeto, sino que podamos darle tratamiento para reutilizar el plástico, papel, cartón, metal y otros elementos”, enfatizó Yunda.

“Buscamos educar a la ciudadanía para que sepa que existe una forma para aprovechar estos residuos que no solamente ayudan al medio ambiente, sino que contribuyen a cosechar de manera orgánica, sana y natural los alimentos que se pueden consumir”, manifestó María Gabriela Dávila, gerenta general de la Empresa Pública Metropolitana de Gestión Integral de Residuos Sólidos, Emgirs-EP.

Destacó que inaugurar el Eco-Centro es el primer paso para cambiar el modelo lineal que posee la ciudad en cuanto al manejo de residuos (comprar-utilizar-desechar), además, aquí se cultivan hortalizas y frutas para donarlos a comunidades sensibles y vulnerables como el Banco de Alimentos de Quito.

Este es el primer Eco-Centro de la ciudad y gracias a la cooperación internacional del PNUD se podría implementar otro en el Centro de Interpretación del Bicentenario que al momento lleva a cabo ConQuito.

Para tratar los desechos inorgánicos existe un punto específico en el cual se puede depositar botellas plásticas y papel, contando así con un espacio para aquellos que separan en sus hogares los residuos.

Hernán Encalada, presidente del barrio La Dolorosa del Valle, destacó la importancia de contar con este centro en el que podrán capacitarse para un manejo eficiente de los residuos orgánicos. “Nos van a enseñar muchas cosas que desconocemos y así aportamos al cuidado ambiental de la ciudad”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.