Seguridad vial reduce la accidentabilidad en La Magdalena

  • 43 mil dólares de inversión: Bloomberg aporto 25 mil y la Epmmop 18 mil.
  • 70 mil personas beneficiadas

En el barrio La Magdalena se prioriza la reducción de los accidentes de tránsito, a través de la implementación del proyecto de Urbanismo Táctico, que es una iniciativa conjunta entre la Empresa Publica Metropolitana de Movilidad y Obras Públicas, Epmmop y el programa internacional de Bloomberg.

Este es un proyecto de financiamiento público/privado internacional con la asesoría técnica de Nacto, y forma parte del programa «Crash Spost / Puntos de Alta Accidentabilidad» que busca implementar proyectos de rediseño de calles de rápida ejecución en los barrios que registran los niveles más altos de lesiones y muertes relacionadas con el tránsito.

Según reportes oficiales de la Agencia Metropolitana de Tránsito (AMT) en La Magdalena se registraron 39 siniestros viales entre enero de 2016 a junio de 2020. La implementación del urbanismo táctico en este lugar tiene como objetivo reducir la siniestralidad y generar espacios seguros para el peatón.

El Urbanismo Táctico es una herramienta de transformación eficaz, económica, segura y participativa que ayuda a sensibilizar a los ciudadanos acerca del alto valor del espacio público.

Se logra a través de la recuperación del espacio público, intervenciones temporales y a bajo costo; apropiación de la comunidad y evaluación previa a intervenciones permanentes.

En el sector se hizo la recuperación del espacio peatonal como ensanchamiento de las veredas para mayor movilidad de las personas, reformas geométricas para que los conductores disminuyan la velocidad de los autos. Con esta acción se proyectó reducir los accidentes de tránsito a través de la implementación de “orejas viales”.

Además, se hizo la señalización con cruces peatonales, redes camineras, líneas pare, ceda el paso y reductores de velocidad; delimitación de nuevas áreas de parqueo.

Las figuras de colores, pintadas sobre la calzada, evocan a elementos representativos de las poblaciones que se asentaron hace más de 200 años sobre La Magdalena, cuando se la conocía como la ‘Quebrada de los chochos’ y era un punto de encuentro de comerciantes.

También existen otras imágenes, que forman parte de los elementos naturales e identitarios de la parroquia como vasija, cerro Ungüí, lluvia, viento.

El proyecto se delimita de sur a norte desde las calles Huaynapalcon hasta la Cañaris, y de oeste a este desde la av. Mariscal Sucre hasta la av. Jacinto Collahuazo.

En el sitio se implementó más de 6 mil metros cuadrados de señalización horizontal y urbanismo táctico, instalación de 20 señales verticales y mantenimiento de otras 17.

Además, se hizo la intervención de 14 intersecciones, 4300 metros cuadrados de espacio peatonal añadido, 1 800 metros de calle transformados, iinstalación de mobiliario urbano como 114 macetas y 15 bancas, reducción de los radios de giro en 16 intersecciones con el fin de forzar a los vehículos a girar a menor velocidad.

La Epmmop repavimentó la calle Puruhá entre Quisquís y Cacha y la vía Collahuazo entre Quitus y Cañaris.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.