Trabajos de señalización vial en la avenida González Suárez

Desde el redondel Churchill hasta la calle Muros se instalaron 215 bordillos montables, 32 delineadores de tráfico tipo bolardos y 14 señales verticales de “ceda el paso al peatón”. Además, se configuró sobre la calzada: pasos cebra, líneas de división de carril, flechas de direccionamiento y otras señales que favorece al peatón y potencian la seguridad vial de la zona.

La Alcaldía de Quito, a través de la Empresa Pública Metropolitana de Movilidad y Obras Públicas (EPMMOP), ejecuta esta obra como parte de los trabajos que benefician la seguridad peatonal y la movilidad en la capital. No obstante, se recuerda a los ciudadanos que deben respetar el límite de velocidad en este sector que es de 50 km/h.

El 06 de noviembre iniciaron los trabajos de señalización y pacificación en la avenida González Suárez en el redondel de la Plaza Churchill se colocaron Bandas Transversales de Alerta (BTAs): líneas horizontales resaltadas en la calzada que, a través de una señal acústica y vibratoria, alertan al conductor sobre algún peligro en la vía y obligan a reducir la velocidad.

En las siguientes semanas se continuará con la instalación de BTAs en diferentes puntos de esta avenida. En total serán 40 módulos BTAs que servirán para disminuir la velocidad de los vehículos y precautelar la seguridad de cientos de peatones que transitan a diario por la zona.

De forma complementaria, se implementó extensión de aceras en siete intersecciones: San Ignacio, Muros, Noboa Caamaño, Gonnesiat, Bejarano, Alberto mena y Redondel Churchil. Estos trabajos consisten en restar espacio al vehículo en la calzada para dárselo al peatón. De esta manera, los autos disminuyan la velocidad, se pacifica la vía y se vuelve más segura.

Jaime Garzón, quien vive hace más de cinco años en la intersección de la av. González Suárez y los Muros, expresa su satisfacción con los trabajos realizados: “estoy muy conforme con las obras que se realizan. Es evidente que ayudan al peatón y su seguridad. Ahora, depende de todos respetar y exigir que se respeten las señales de tránsito”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *