Centro Histórico: Alcalde Rodas entregó áreas renovadas en la Av. Pichincha

Desde el 30 de octubre de 2015, el Municipio de Quito inició los estudios para ejecutar las adecuaciones y mejoras de la zona comprendida bajo el puente a desnivel de la av. Pichincha, con el fin de reforzar la seguridad en el sector y rehabilitar la infraestructura de esta entrada hacia el centro de la urbe. El Alcalde Mauricio Rodas entregó a la ciudadanía, este jueves 15 de marzo, las obras de regeneración como parte del Plan de Mantenimiento y Preservación del Centro Histórico.

La avenida Pichincha, en la zona de San Blas y La Tola, han sido reconocidas desde el siglo XVI como el acceso norte al Centro Histórico. Varios hitos emblemáticos para la ciudad rodean este sector, sin embargo, en el sector del paso a desnivel existían grandes problemas de seguridad, iluminación, grafitis, áreas descuidadas y sin mantenimiento.

El Alcalde Mauricio Rodas dijo que es muy placentero estar en el ingreso al centro histórico que durante muchos años vivió en un deterioro. “Hace un par de años esto era un lugar inseguro, insalubre y tugurizado, afectaba el ornato de la ciudad, ahora lo hemos transformado con esta obra de regeneración integral, rampas acceso para personas con discapacidad, camineras nuevas, nueva iluminación, pintura de fachadas y un nuevo punto de Policía Metropolitana; todo esto construido en consenso con la comunidad”, indicó.

Dijo el Burgomaestre que esta transformación integral embellece aún más al centro histórico y brinda seguridad a los vecinos y a quienes circulan por el sector. Esta obra es parte del plan integral de preservación y embellecimiento de casco colonial puesto en marcha a propósito de los 40 años de la declaratoria a Quito como Primer Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Recordó el Alcalde que su administración lleva adelante la peatonalización de un tramo importante entre la García Moreno y Bolívar, se realiza lo mismo en la calle Chile desde la Cuenca hasta la Imbabura y ya se lo hizo en las calles Manabí y Flores, que ahora son espacios para caminar en familia y disfrutar de las activaciones culturales, para dinamizar el centro histórico donde además se repavimentaron vías, obras de conservación de bienes y plazas patrimoniales, revitalizando además la economía de la zona.

Este proyecto se realizó en base a socializaciones y mesas de trabajo con la comunidad para diagnosticar el problema y buscar soluciones a las necesidades de los habitantes de esta zona de la ciudad. El 9 de noviembre de 2015 se presentó el diseño para la regeneración urbana de los sectores San Blas y La Tola en la av. Pichincha.

El área de intervención se limita entre la calle El Vergel al norte, y la calle Manabí al sur en la Av. Pichincha. Para la intervención se ha identificado a los corredores Occidental y Oriental con un carácter, Turístico – Informativo y Comercial, a lo largo de ellos se planificaron tres tipos de intervenciones.

Los accesos inclusivos con la generación de rampas, rehabilitación de fachadas de las infraestructuras colindantes, renovación de fachadas de la infraestructura ubicada bajo el puente a desnivel de la Av. Pichincha donde funcionará un punto de la Policía Metropolitana y de la Asociación de Personas Desparecidas en el Ecuador, mobiliario urbano e integración verde. El Municipio de Quito realiza una inversión de $ 430.000 para 1.072 m2 de intervención total.

En la realización de esta obra se involucra a la comunidad. Se instalará un punto fijo con personal del Cuerpo de Agentes de Control Metropolitano. Además el sector cuenta con dos alarmas comunitarias y seis cámaras de video vigilancia. El Municipio de Quito firmó un convenio con 40 propietarios, tanto de locales como de viviendas, para la regeneración y pintura de fachadas. Este convenio consiste en el pago del 50% por parte del Municipio y el 50% por parte de los propietarios (impuesto predial).

María de Lourdes Mejía, moradora de esta zona de la ciudad y representante de la Asociación de personas desaparecidas, asesinadas y femicidios del Ecuador, dijo que este sitio era intransitable puesto que habían muchos delincuentes, era una letrina pública donde se refugiaban vagabundo y gente de mal vivir. “Ahora con este proyecto de restauración que has llevado adelante el alcalde Mauricio Rodas, el único que se apersonó del problema no solo de la generación, sino además apoya la lucha que lleva adelante sus organización para evitar muertos, desaparecidos o femicidios en nuestra ciudad y en el Ecuador”.

Doña María agradeció por este espacio, que compartirán con la Policía Metropolitana y donde estará también la Asociación donde se implementarán campañas preventivas para evitar crímenes y desapariciones.

El director encargado del Cuerpo de Agentes de Control Metropolitano, ante Policía Metropolitana Marcelo Cargua, dijo que en el local habilitado bajo el puente vehicular estarán 15 agentes 24/7 e implementarán varias iniciativas de vinculación comunitaria con los moradores de la zona, y controlarán el espacio público con canes, vehículos unipersonales para ellos se coordinarán acciones con la Policía Nacional y la Agencia Metropolitana de Control; e inclusive se realizarán show de canes, y sesiones de canoterapia.

La propietaria del Café Perla Negra, Lupe Rongel, indicó que una vez regenerada esta zona ella piensa que la mejor forma de empoderarse de un sitio es poniendo negocios de calidad para que más y más turistas visiten sus negocio y otros de la zona ya que están en un lugar privilegiado de la ciudad.

Los materiales utilizados para el proyecto han sido elegidos de los existentes en el Centro Histórico, para que de esta manera la intervención se integre y conforme una unidad en los recorridos peatonales e intervenciones que se están realizando dentro del Centro Histórico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.