El Zoológico de Guayllabamba, una buena alternativa para el feriado de Carnaval

Una excelente opción, para las familias quiteñas que no salieron de la ciudad en el feriado de Carnaval es el Zoológico de Gauyllabamba, donde cientos de personas se dieron cita este sábado 10 y domingo 11 de febrero, en grupos de amigos o en familia y pueden hacerlo el lunes 12 y martes 13 en que concluye el feriado, de 09:00 a 16:00 en que se vende el último boleto.

Desde muy temprano llegaron los visitantes a este que es un sitio ideal para el entretenimiento, la educación y la contemplación de la rica biodiversidad del Ecuador, donde sin lugar a dudas la familia de los leones o los osos de anteojos les “robaban el corazón” a los visitantes.

A pocos minutos de Quito, en una zona muy rica, que posee un clima espectacular, se encuentra el Zoológico de Guayllabamba. Aquí con una entrada simbólica de 5.50 dólares para adultos, niños 4 dólares y tercera edad y discapacitados 2.50 dólares, se encontrar animales que muy difícilmente pueden ser vistos en su hábitat natural.

Muchas personas optaron los dos primeros días del feriado a este singular espacio donde pueden maravillarse con el mono Barizo, las tortugas gigantes de Galápagos, los coloridos guacamayos, los enormes osos de anteojos, la tierna e imponente familia de leones africanos, aves exóticas, roedores gigantes y un sinnúmero de especies que son solo una parte de la inmensa variedad que encierra la flora y fauna del Ecuador.

El director del Zoológico de Guayllabamba, Martín Bustamante, quien además es director de la Fundación Zoológica del Ecuador, indicó que para este Carnaval visitar estas instalaciones es una muy buena opción pues a este espacio puede llegar la familia o los amigos para conocer una parte de la inmensa variedad de animales, divertirse con juegos lúdicos y con la contemplación y el contacto directo con la biodiversidad del Distrito Metropolitano de Quito y del Ecuador.

El Director del Zoológico nos cuenta que muchos de los animales han sido rescatados del perverso tráfico de vida silvestre y del maltrato animal, algunos apartados de su hábitat natural y no podrían volver a su entorno pero en este espacio reciben cuidado, alimentación y pueden apoyar para que niños jóvenes y adultos conozcan y aprendan a amar a los animales puesto que muchos pueden estar en peligro de extinción.

Martín Bustamante indicó que por Carnaval en estos cuatro días se presentan actividades como la proyección, junto a Conservación Internacional del Ecuador, del video virtual Amazonía dentro del Bosque, donde los asistentes pueden adentrase en la magia de la Amazonía, recorrer un árbol de 30 m de altura, ver una anaconda gigante que se desplaza con rapidez o mirar al oso perezoso treparse a un enorme árbol, ésta proyección es parte de las sorpresas que ofrece este espacio maravilloso.

La elegancia, el brillo y el impresionante porte del Oso de Anteojos, dejan impresionados a los visitantes; en este espacio están Suro y Pablo, dos osos andinos emblemáticos del Ecuador, esta especie enfrenta muchos retos de conservación ya que le queda cada vez menos bosque. Visitar este zoológico es una oportunidad única de mirarlos a pocos metros, cosa que es casi imposible en su hábitat natural ya que migran constantemente de un punto a otro, casi siempre los machos andan solos y la osa con su cría es muy escurridiza y peligrosa.

Adentrándonos más en este espacio nos topamos con un sitio donde habita la manada completa de leones africanos. Los primeros días de 2017 la pareja de leones adultos (macho y hembra) maravilló a los visitantes con el nacimiento de cuatro cachorros; los cachorros machos fueron trasladados a otro zoológico porque en esta especie el padre puede comerlos. El macho dominante se llama Melchor quien vive con su pareja y sus dos crías “leoncitas” que a pesar de ser muy grandes no alcanzan un peso superior a 60 kilos, comen casi dos kilos al día.

Doña Gloria Remache llegó con su familia desde Tumbaco, “el zoológico está muy bonito para que los niños conozcan los animales que existen en nuestro país; este es una linda forma de disfrutar el Carnaval porque aquí podemos divertirnos y aprender, me impresionó ver por primera vez de cerca un búho pero a mis hijas les encantó los leones”.

Elías Cruz quien también llegó a este zoológico dice que a los tiempos regresa a este espacio, “he visto muchas mejoras, está bien señalizado, la muestra está bien distribuida y aquí podemos conocer a los animales para quererlos y que aprendan a conservarlos o por lo menos no hacerles daño, invito a los quiteños disfrutar de la naturaleza ha sido un día maravilloso e inclusive vi a un cocodrilo”. Indica.

Si este relato le gustó venga este lunes 12 y martes 13 y vea en vivo y en directo a estos impresionantes felinos, luego recorra la hermosa parroquia de Guayllabamba cómase un locro de papas, con un delicioso aguacate y para culminar con un día maravilloso cómase una deliciosa Chirimoya y regrese a Quito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *