Arrancó rehabilitación de aceras en la avenida Diego Vásquez

El Municipio de Quito, a través de la Empresa Pública Metropolitana de Movilidad y Obras Públicas (EPMMOP), arrancó con la rehabilitación de aceras en la avenida Diego Vásquez, desde la calle Bellavista hasta la calle Unión y Progreso. Se prevé la obra finalice la cuarta semana de julio.

El objetivo es convertir a las aceras en espacios inclusivos para estudiantes, moradores, usuarios del transporte público y peatones con movilidad reducida. Las labores incluyen colocación de adoquín podotáctil que sirve de guía para las personas no videntes, rampas con accesibilidad universal, jardineras, bancas, estacionamiento para bicicletas, entre otros.

Carolina Rodríguez, directora de Infraestructura de la EPMMOP, señala que “la alcaldía de Quito continúa cumpliendo con sus objetivos. Esto es, a través del segundo frente de trabajo, estamos haciendo la reconstrucción de aceras con accesibilidad universal. También, incluye el inmobiliario urbano, la colocación de adoquinado podotáctil, la construcción de rampas que permitirá que las personas con discapacidad puedan transitar de una mejor manera”.

Actualmente, los trabajos, también, se ejecutan en la avenida 6 de Diciembre, desde la avenida Patria hasta la calle Ramón Roca y registran un 60% de avance. Se prevé que las labores en este tramo culminen en 50 días. Posteriormente, se avanzará a la avenida Rodrigo de Chávez, desde calle Pedro de Alfaro hasta la calle Alonso de Mendoza.

Los lugares fueron seleccionados después de un análisis técnico y evaluación del flujo peatonal en dichas zonas. Se constató que los tres sectores presentan a diario alta demanda de usuarios que caminan por dichas aceras debido a que son altamente comerciales.

Fausto Muriel, de la constructora Arguello, manifiesta que “el primer tramo comenzó en la 6 de Diciembre y está muy avanzado. Es un terminado con adoquín de colores, de dos tipos y otro podotáctil para personas que no pueden ver, los bordillos son prefabricados”.

Los trabajos son integrales. En las calles aledañas se dará mantenimiento a la señalización horizontal y vertical, optimizando la movilidad y seguridad en estas zonas. Pasos cebras, flechas de direccionamiento, pares, entre otras señales serán renovadas.

Los trabajos que impulsa el Municipio de Quito evidencian su notable interés en la seguridad y comodidad del peatón y contribuyen con los moradores de estas zonas porque las vuelven más amigables y dinamizan la economía.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *