Agua potable y vialidad, proyectos emblemáticos de la administración del alcalde Santiago Guarderas

La conclusión del proyecto Chalpi Grande-Papallacta y el Plan Intensivo de Rehabilitación Vial son las obras de magnitud que deja a la posteridad el alcalde Santiago Guarderas.

El burgomaestre dijo que con la entrega de la línea de transmisión Paluguillo-Parroquias Orientales concluyó el proyecto Chalpi Grande-Papallacta y se fortaleció la capacidad de producción de agua potable para el Distrito Metropolitano de Quito, con el incremento en 2,2 m3 por segundo, los caudales disponibles en la pileta del Sistema Papallacta y garantiza a corto y mediano plazo la satisfacción de la demanda de agua potable en la ciudad hasta el año 2040 o más. Además, incrementa la producción de energía hidroeléctrica a cargo de la Epmaps en 7.66 mega vatios (MW) por hora.

Señaló que hay un avance importante en proyectos de agua potable y alcantarillado para el distrito. Luego de que se puso la casa en orden y se rescató a la empresa de los procesos de corrupción y vuelva a tener la eficiencia y operatividad y ser considerada como la mejor entidad de Latinoamérica.

Añadió que se dan soluciones concretas a los habitantes de las parroquias de  Cumbayá, Tumbaco, Puembo, Pifo, Tababela, Checa, Yaruquí, El Quinche y Guayllabamba que satisface la demanda hasta el año 2040 e incrementa la producción energía eléctrica. “La seriedad y transparencia que ha manejado la presente administración y la Epmaps hizo que los organismos internacionales aporten con créditos para estos grandes proyectos”.

Indicó que los organismos internacionales confiaron en la seriedad de la presente administración y ayudan a financiar más de USD 200 millones para proyectos de agua potable y alcantarillado en las parroquias del extremo norte y sur de la ciudad.

“Solo para Calderón son USD 110 millones e incluye la línea de conducción tramo Paluguillo-Puembo, Puembo-Calderón y la planta de agua potable en beneficio de medio millón de habitantes en el sector, considerada la parroquia más poblada del Ecuador. También 150 barrios del extremo sur ya no tendrán racionamiento de agua porque está en proceso los estudios para la ampliación de la planta El Troje y el incremento de la capacidad de agua para el Valle de Los Chillos”, añadió.

Informó que uno de los más grandes éxitos de la administración es el Plan Vial que haciendo un comparativo entre el año 2010 al 2020, la Epmmop tuvo un presupuesto de USD 1700 millones y se repavimentaron 365 km, es decir, solo se puso una nueva capa de 7cm que duraba máximo un año.

En la actual gestión se hizo una verdadera repavimentación con un presupuesto USD 90 millones y se intervinieron en casi 300 km, similar a la distancia entre Quito a Esmeraldas. Son más de 400 vías arregladas y hay un cambio notable en el distrito, en las parroquias urbanas y rurales. La intervención es profunda, en algunas calzadas se levantó 70 cm para que tenga mayor durabilidad como el caso de la Giovanni Calles, La Conquistadores, vías que por más de 40 años no fueron intervenidas.

También sostuvo que se interviene con hormigón en 4 vías principales como la 10 de Agosto, Colón, Napo y Morán Valverde, algunas de ellas ya están terminadas en ciertos tramos. La construcción de puentes peatonales en: Nayón, la Bota, Ciudad Bicentenario, barrio Osorio. Iluminación de 616 parques y espacios públicos, 40 espacios de infraestructura vial de la ciudad recibieron mantenimiento. En total más de 1500 obras se entregaron en todo el Distrito Metropolitano.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *